Yugoslavia guerra
Fuente
Hostias por doquier en la división yugoslava
4.3 (86.67%) 3 votes

El conflicto de Yugoslavia conmocionó al mundo, por ser la primera guerra desde el fin de la Segunda Guerra Mundial. Si conflictos nacionalistas europeos de la actualidad te parecen dramáticos, como el cansino procés catalán o el autonomismo véneto de puño cerrado, ¡agárrate que vienen curvas! Peritas en dulce en comparación con este conflicto bélico desarrollado en los 90. Provocó el asesinato, la violación y la tortura de cientos de miles de bosnios, croatas, serbios y albaneses. Millones de personas se vieron obligadas a abandonar sus hogares. Hoy en día, por desgracia, la película se repite en el mismo lugar.

El origen de todos los males

Desde tiempo atrás (1), se concebía a los Balcanes como el tradicional patio de recreo de las potencias europeas para sus jueguecitos imperiales; como un hervidero de rencores acumulados a lo largo de los siglos. Solo era cuestión de tiempo que todo acabara como el rosario de la aurora.

Yugoslavia map
Mapa de Yugoslavia. Fuente

Y así es como ocurrió. La reconstruida Yugoslavia (2), estaba formada por un puzle de unidades (3), cada una de su padre y de su madre, desde ortodoxos a musulmanes, dentro de un Estado Federal Socialista, que hasta entonces había intentado por todos los medios potenciar la identidad yugoslavafrente a los regionalismos particulares de cada territorio, a base de: “Yugoslavia es una gran nación y los yugoslavos muy yugoslavos mucho yugoslavos“. El gallinero yugoslavo, a pesar de estar configurado como Frankestein en muchos sentidos, no presentó grandes tensiones étnicas o religiosas con anterioridad a la década de los 90, salvo el creciente odio hacia las minorías albanesas (4). Por tanto, ¿Qué es lo que ocurrió para que acabará prendiendo la mecha? 

Camino al desastre

Las primeras tensiones, aparecieron cuando Croacia y la pequeña Eslovenia comenzaron a ver al resto de sus vecinos yugoslavos como cuñados gorrones, que poco aportaban a la hucha en común. Situación que se vio agravada con el gran endeudamiento que vivía el país con Occidente (5), arrastrado desde los 80. Muchos croatas y eslovenos comenzaron a cuestionar las cagadas económicas cometidas por la burocracia serbia. Así, se fortaleció cada vez mas entre éstos la idea de volar del nido.

Minorías en Yugoslavia
Distribución de las minorías en Yugoslavia. Fuente

Paralelamente, desdBelgrado el político Milošević (6) comenzó a fortalecer un agrio nacionalismo serbio con la intención de formar un Estado Federal más unitario bajo la batuta serbiaMilošević hubiera dado su alma al diablo para tener un anillo para gobernarlos a todos. La independencia croata y eslovena no tardaría en ser pedida. En tiempos de crisis económica, la diversidad étnica de los diversos territorios yugoslavos fue aprovechada por demagogos, como el citado Milošević, para situar a las minorías étnicas en el disparadero. Los albaneses fueron los primeros señalados. 

La caja de Pandora explota: la división de Yugoslavia

Las declaraciones de independencia de Croacia y Eslovenia precipitaron los acontecimientos. En total, fueron cinco las guerras de Yugoslavia. ¡Casi nada!

La primera de ellas, fue un breve enfrentamiento entre serbios y eslovenos, tras el cual, los segundos proclamaron la independencia. Más jodido fue el enfrentamientos entre las fuerzas croatas y las minorías serbias, que provocó una intervención de la ONU para establecer un alto al fuego. Croacia y Bosnia, fueron las siguientes en volar del nido. Tal cual, la revanchista serbia proclamó la guerra a Bosnia. Para complicar aun más el berenjenal, también parió la abuela. Estalló una guerra civil entre croatas y musulmanes bosnios. Puede que a estas alturas te preguntes, ¿y los albaneses donde quedan? Bien, pues un despechado Milošević, por no haber ganado ni a las chapas en el resto de guerras, centró su atención en ellos. En Kososvo (7), donde eran mayoría, tuvo lugar la quinta de estas guerras.

El resto del mundo como espectador

Para entender mejor este despiporre de conflictos, hay que tener en cuenta que la mayoría de combates fueron liderados por matones financiados desde la capital serbia, con el principal objetivo de expulsar de sus tierras a los ciudadanos no serbios, en un proyecto de limpieza étnica.

masacre de Srebrenica
Recipientes numerados con los cadáveres de la masacre de Srebrenica. Fuente

Sabiendo esto, ¿la comunidad internacional no hizo nada? Pues…poco, mal y tarde. EEUUOTAN y Comunidad Europea se hicieron los suecos. Algo más hizo la ONU, creando las mal llamadas “zonas seguras“, con la intención de proteger a unos refugiados que, en su mayoría, eran musulmanes. Los serbiobosnios cogieron manga ancha para pasarse de la raya, como en el trágico caso de la masacre de Srebrenica (8), donde los musulmanes cayeron como chinches. Tras este acto, por fin la OTAN decidió actuar, pero lenta como una avalancha de globos. Tuvieron que pasar siete semanas para dar comienzo a una serie de bombardeos sobre las fuerzas serbias. A pesar de conseguir limpiar el patio, estas bombas no permitieron la vuelta a casa de la mayoría de estos refugiados musulmanes. 

Aquellos que tiraron la piedra y luego quisieron esconder la mano

Milošević dando un discurso. Yugoslavia
Milošević dando un discurso. Fuente

¿Los responsables de este embrollo? Muchos. La comunidad internacional se desatendió, y cuando actuó, lo hizo más lenta que el caballo del malo. No hace falta que el presidente de EEUU sea una incompetente zanahoria para joder un poco más al mundo. Ya algunos de sus antecesores mostraron su ineptitud. Siguiendo esta dinámica, apostar por el fantástico Ralph como solución no será una locura.

Por otra parte, entre los propios yugoslavos, pocos fueron angelitos de la caridad. La historia convirtió al bosnio musulmán en el patito feo del cuento. Si hay que señalar a un malo por encima de todos, sería el controvertido Milošević. Con sus delirantes ideas ultranacionalistas, entró como un elefante en una chatarrería, precipitando la división balcánica, de un proyecto multinacional mal planteado por la gran diversidad étnica que intentó integrar de una manera forzosa. Una lástima para los amantes del baloncesto la caída de esta Yugoslavia. A parte de las incontables víctimas inocentes que cayeron en el camino, como no.


Referencias

(1) Desde que en el siglo XV la península balcánica fuera conquistada por los turcos otomanos, se inició un amplio periodo de integración de este territorio en diversos proyectos imperiales. Con la potenciación de los nacionalismos en el siglo XIX, imperios europeos, principalmente Rusia y Austria-Hungría, trataron de instrumentalizar esta nueva situación en beneficio propio. La potenciación de las nuevas identidades nacionales provocaron una nueva orientación de las fronteras. Las injerencias imperiales europeas se prologaron hasta el estallido de la Primera Guerra Mundial.

(2) Bajo el liderazgo de Josip Broz Tito (1892-1980) el territorio balcánico fue unificado tras la Segunda Guerra Mundial, de una manera federal y socialista, con la intención de dejar atrás las luchas internas que tuvieron lugar durante este conflicto. Con este propósito, se configuró un gobierno federal compuesto por un Primer Ministro, un gobierno colegiado y un Consejo de las Repúblicas y Provincias de 8 miembros representantes de los diferentes territorios integrados.

(3) Dentro de Yugoslavia, fueron integradas seis repúblicas, cinco naciones, cuatro lenguas, tres religiones y dos alfabetos. Fue formada por los actuales países mayoritariamente católicos de Eslovenia y Croacia; más Serbia, Macedonia, Montenegro y Bosnia, donde era predominante el colectivo serbio ortodoxo, y numeroso el musulmán.

(4) Dentro del territorio yugoslavo, los albaneses fueron el grupo étnico que más había crecido desde 1945. En 1991 el 16,6% del total de la población serbia era de origen albanés. En Kosovo, territorio de gran importancia histórica para los nacionalistas serbios, llegaron a constituir el 82% del total.

(5) Yugoslavia,  ante la deuda con Occidente, decidió a recurrir a más emisión de su propia moneda. Esto provocó un proceso de hiperinflacción. La crisis económica acabó fracturando la sociedad, porque provocó un empeoramiento de las condiciones de vida en el mundo yugoslavo.

(6) Slobodan Milošević (1941-2000) fue presidente la República Federal de Yugoslavia entre 1997-2000 como líder y fundador del Partido Socialista Serbio.

(7) Kosovo es un pequeño estado balcánico con capital en Pristina. Actualmente no ha sido reconocido plenamente por toda la comunidad internacional como país independiente. La población se divide mayoritariamente entre albaneses y serbios.

(8) En esta ciudad de Bosnia se refugiaron miles de bosnios musulmanes custodiados por un batallón holandés mandado por la ONU. Sin embargo, con el avance de las tropas lideradas por Mladic, este batallón abandonó sin resistencia el enclave. 7400 varones musulmanes fueron ejecutados durante pocos días en 1995. Es, sin lugar a duda, la peor de las matanzas registradas en Europa desde la Segunda Guerra Mundial.

*Fuente de la imagen de portada.


Bibliografía

  • Judt, T., 2005, Postguerra, Taurus, Barcelona.
  • Nuñez, I., 2009, Si un árbol cae: conversaciones en torno a la guerra de los Balcanes, Alba, Barcelona.
  • Rosón, A., 2005, “Yugoslavia: El despiece de un estado desencadena la guerra de todos contra todos”, Tiempos de paz, nº 79, pp 12-14.
  • Ruiz, J, 2016, Y llegó la barbarie: nacionalismo y juegos de poder en la destrucción de Yugoslavia, Ariel, Barcelona.

Dejar respuesta

Por favor deja tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí