¿Ya te vas? Revisa otros de nuestros artículos sobre pequeñas historias de la Historia
Si te ha gustado este juego, no dudes en visitar otros de nuestros cuestionarios:
Artículo anteriorPorque los reyes nunca gobernaron sin sus reinas: Isabel de Portugal
Artículo siguiente¿Hacían magia los romanos? Maldiciones y tablillas de defixión en Roma
Director de este ambicioso proyecto. Graduado en Geografía e Historia por la Universidad de Jaén y Máster en Historia y Ciencias de la Antigüedad por la UCM y UAM. Interesado en la Historia de las Religiones, en especial, en épocas de conflictos religiosos, y apasionado de la Historia Social, debemos dar voz a los Sin Voz.